Proverbios

Algunos Proverbios Chinos de cada uno de los libros de Confucio

 Libro Primero – Ta Hio – Gran Ciencia

Desde el hombre mas noble al ma humilde, todos tienen el deber de conocer y mejorar el propio ser.

Para conseguir que nuestras acciones sean rectas y sinceras debemos actuar de acuerdo con las inclinaciones naturales de nuestro ser

Raras veces los hombres reconocen los defectos de aquellos a quienes aman, y no acostumbran tampoco a vlorar las virtudes de aquellos a quienes odian

Lo que desapruebes de tus superiores, no lo practiques con tus subordinados, ni lo que desapruebes de tus subordinados debes practicarlo con tus superiores. Lo que desapruebes de los que te preceden, no lo practiques con los que te siguen, y lo que desapruebes de quienes te siguen no lo hagas a quienes esten delante de ti.

Libro Segundo – Chung-Yun – Doctrina del Medio

Cuando el centro y la armonia han alcanzado su maximo grado de perfeccion, la paz y el orden reinan en el cielo y la tierra, y todos los seres alcanzan su total desarrollo

Mucho mas excelente es la virtud del que permanece fiel a la practica del bien, aunque el pais se haye carente de leyes y sufra una deficiente administracion

El camino recto o norma de conducta moral debemos de buscarla en nuestro interior. No es verdadera norma de conducta la que se descubre fuera del hombre, es decir, la que no deriva directamente de la propia naturaleza humana

El que no es fiel y sincero con sus amigos, jamas gozara de la confianza de sus superiores

Libro Tercero – Lun-Yu – Comentarios Filosoficos – Analectas

La cortesia que debe presidir nuestras actuaciones cotidianas se fundamenta principalmente en el respeto y comprension hacia todos

La verdadera ciencia consiste en concocer que se sabe lo que realmente se sabe, y que se ignora lo que de verdad se ignora. En esto consiste la verdadera sabiduria

Conocer lo que es justo y no practicarlo es una verdadera cobardia

Los defectos y las faltas de los hombres dan a conocer su verdadera valia. Si examinamos con atencion las faltas de un hombre, llegaremos a conocer si su bondad es verdadera o fingida

Libro Cuarto – Meng-Tse – Libro de Mencio

Si la ganancia o el provecho se anteponen a la justicia, los subditos nunca estaran satisfechos, y el principe se hllara en peligro constante

La sabiduria y la prudencia de nada sirven si no se presenta una ocasion propicia; los buenos arados nada pueden por si solos, si no se present una estacion favorable

Es preciso obrar con rectitud sin pensar en las consecuencias. No debemos omiti el cumplimiento de nuestros deberes, ni realizarlos antes de tiempo

No puede ser bueno quien solo piensa en acumular riquezas; no puede ser rico quien solo piensa en practicar el bien